2006/09/11

Declaración para cada once de mes


Volveré a nacer
si me muero,
volveré a nacer
para amarte.
Volveré a nacer si me muero
para quererte,
volveré a nacer
para no olvidarte.

Que siga el tren
y su vaivén,
que siga el tren de la vida.
Que siga el tren
y su vaivén,
que siga el tren
más allá.
Que siga el tren
y su vaivén
con nuestras almas unidas.
Que siga el tren
y su vaivén,
que siga el tren
una eternidad.


Lo cantaron bien nuestros amigos Los Gofiones. Letra y música de..., mp3 en... : ¡busquen, que el que busca halla!
PD.- Hoy, 15 de septiembre, sabemos que ha muerto Oriana Fallaci. Y que volvió, para morir, de Nueva York a su Florencia; a la sombra de San Miniato, al corazón de Europa. Gracias, Oriana; descansa en paz. Por ti: ¡que siga el tren!

Etiquetas: , ,

1 Comments:

At 10:04 p. m., Blogger Monsieur de Sans-Foy said...

VA DE VERSOS


Allá en Persia, hace casi mil años, un señor con turbante que amaba la sabiduría y la vida y el vino, y se llamaba Omar Khayyam, escribió esto:

¿Quién necesita la copa de vino,
cuando estoy embriagado de mi amor por tí?
En el día del Juicio,
cuando levante mi cabeza del polvo,
será para buscarte a tí...
para conversar contigo.

No era nadie enamorando, el amigo Omar...

 

Publicar un comentario en la entrada

<< Ir a lo más reciente del blog